Banner
Banner
Paula Díaz: Emprendimiento con foco en el Cliente y la Digitalización Imprimir Correo electrónico
Lunes 14 de Enero de 2019

imagen

A los 32 años, la diseñadora decidió emprender y crear su propio negocio de diseño y confección de vestidos de novia a medida.

Desde que estudió diseño de vestuario, Paula Díaz (43) tenía claro que quería tener su propio negocio. Así, en 2007 creó su propia marca donde principalmente hace vestidos de novias, además de trajes de fiestas y otros. “En mi taller trabajo con una persona que hace las costuras y una ayudante, pero dependiendo de los proyectos voy armando un equipo más grande. Me encargo de atender a las clientas, crear los diseños y moldaje”, explica.

Paula ha acompañado a más de 200 novias y ha realizado confecciones de atuendos para distintas productoras. Con respecto al éxito de su empresa, destaca que se debe a que “soy perseverante, exigente y empática; si hay que desarmar algo, se hace. Yo pruebo los vestidos hasta el día anterior al matrimonio y si es necesario estoy con la novia hasta el último minuto”. Además de la cercanía y calidad de sus creaciones, dice que los precios son accesibles en comparación al mercado, ya que es trasparente en el presupuesto de las telas.

Su historia

imagen A los 21 años, la diseñadora egresó de un instituto de alta costura, y decidió montar un taller con una compañera. “No resultó, éramos muy chicas y nos faltaba experiencia”, explica, agregando que luego de eso realizó varios cursos, viajó a Argentina y a Madrid para seguir aprendiendo, y en 2012 se recibió de Dirección de Arte. En 1996 comenzó a trabajar como asistente de diseñadora y en 1999 se fue al Teatro Municipal de Santiago, donde estuvo 8 años creando el vestuario para los distintos personajes de las obras. “Ahí gané muchísima experiencia, capital y todo lo que necesitaba para hacer mi propio negocio”, dice.

Sin embargo, explica que no fue fácil dejar un trabajo estable: “Fue muy difícil tomar la decisión de irme del teatro, porque eran muchos años de mi vida y me encantaba, pero la verdad es que en el fondo no era lo que yo quería. Tenía 32 años y me atreví a emprender, pensando que ‘bueno, si no funciona vuelvo a buscar pega’”.

Su historia

A los 21 años, la diseñadora egresó de un instituto de alta costura, y decidió montar un taller con una compañera. “No resultó, éramos muy chicas y nos faltaba experiencia”, explica, agregando que luego de eso realizó varios cursos, viajó a Argentina y a Madrid para seguir aprendiendo, y en 2012 se recibió de Dirección de Arte. En 1996 comenzó a trabajar como asistente de diseñadora y en 1999 se fue al Teatro Municipal de Santiago, donde estuvo 8 años creando el vestuario para los distintos personajes de las obras. “Ahí gané muchísima experiencia, capital y todo lo que necesitaba para hacer mi propio negocio”, dice.

Sin embargo, explica que no fue fácil dejar un trabajo estable: “Fue muy difícil tomar la decisión de irme del teatro, porque eran muchos años de mi vida y me encantaba, pero la verdad es que en el fondo no era lo que yo quería. Tenía 32 años y me atreví a emprender, pensando que ‘bueno, si no funciona vuelvo a buscar pega’”.

Fuente:Comunidad Empresas de Entel.

Noticias Pymes- Propyme

 
Banner
Banner
Banner
Puedes encontrarnos en:     

Últimos Comentarios PRO PYME Chile

También puedes encontrarnos en:     
Copyright © 2018 PROPYME — Todos los derechos reservados.